Hola!

Hola!

En años recientes el término “artesanal” se ha agregado a ciertos alimentos, como pan, pero principalmente a la cerveza. El término artesanal es difícil de definir, pero básicamente implica que un maestro o artesano elabore con sus propias manos el producto (como cualquier artesanía decente).

¿Qué implica que un producto sea artesanal? Además de ser elaborado a mano, debe ser en lotes pequeños, es decir, si es un taller pequeño o incluso una cocina, la capacidad de producción la limita el tamaño del mismo establecimiento. La diferencia sería no tanto el control de calidad, ya que podríamos pensar que al ser un producto “casero” no habría tanta limpieza como en un producto ya industrializado. Además, recordemos que al ser una fermentación (revivir la levadura para que fermente la masa del pan o produzca alcohol en el mosto) las condiciones de temperatura deben ser controladas, lo cual es difícil en una cocina. El pan o la cerveza, al ser elaborados manualmente, con materias primas disponibles que no se pueden almacenar por cuestiones de espacio, tendrán alguna ligera variación en el sabor, que entre lote y lote puede no ser el mismo. Esta es la diferencia principal, el sabor. Las grandes marcas internacionales tienen en la etiqueta el estándar del sabor, asociado a la calidad, es decir, que el proceso de elaboración masivo en cualquier planta del mundo es estándar, por eso el refresco de cola tiene el mismísimo sabor en todas partes, y la cerveza de la botella verde sabe igual aquí o en Holanda.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *